Sostenibilidad en los productos que creamos en Mauna

sostenibilidad

 

Cada vez más personas afirman que la sostenibilidad es imprescindible para los negocios. Ser respetuosos con el medio ambiente es importante para ti, para nuestro equipo, nuestros proveedores, y sin duda, para el planeta.

El 2020 fue un año frenético, pero aún así encontramos formas para crecer y trabajar en nuestros propósitos sostenibles. En este post queremos que descubras qué es todo lo que estamos haciendo para mejorar nuestra producción y añadir nuevos productos ecológicos al catálogo. 

Por cierto…

¿Sabías que el 85% de la ropa que se produce y no se vende cada año acaba en vertederos? Esto significa que cada año podría llenarse el puerto de Sidney solo con productos textiles no utilizados. 

La industria de la moda produce un 10% del total de todas las emisiones de carbono de la humanidad. Además, es el segundo sector que más recursos hídricos consume del planeta junto con la contaminación de microplásticos en los océanos.

Sabemos que estos datos no son los que te gustaría leer. A nosotros tampoco nos gustan. El fast fashion hace que comprar sea más asequible para todos, pero no es la mejor solución para proteger el medio ambiente. 

En Mauna, junto a nuestros proveedores, estamos avanzando poco a poco para marcar la diferencia y seguir nuestro camino hacia la sostenibilidad. No queremos hacer promesas que no podamos cumplir, y por eso nuestra estrategia es realista y basada en el análisis de los datos.

1. Qué es un producto eco friendly en Mauna

¿Qué es exactamente la palabra eco friendly? Ser eco friendly significa respetar y cuidar el medio ambiente y también llevar una vida saludable. En el sector retail, esta palabra tiene otro significado: el producto se realiza con algodón orgánico, materiales sostenibles o reciclados. 

Al ser una definición tan extensa, cada compañía define eco friendly basándose en sus propios criterios. Sin una puesta en común sobre este término, es fácil que los compradores se sientan confusos mientras que algunas marcas sacan partido de ello.

Mauna considera que un producto es eco cuando está creado con al menos un 30% de materiales orgánicos, reciclados o biodegradables.

A pesar de que lo ideal sería que todos los productos estuvieran hechos con materiales 100% respetuosos con el medio ambiente, no es una situación realista por dos motivos: 

  1. Tenemos que trabajar con los materiales que nuestros proveedores tienen. La mayoría de las prendas ecológicas están en el rango de un 30%. Algunos proveedores comercializan sus productos como si fueran ecológicos aunque estén hechos con un 5% de materiales sostenibles. Esto lo decide cada empresa, pero para nosotros, un 5% es muy poco para denominar a un producto como eco. En Mauna, un producto se considera respetuoso con el medio ambiente cuando alcanza el 30% de materiales sostenibles. En cuanto haya productos con una composición más ecológica disponible, revisaremos nuestra definición de eco friendly ¡y esperamos algún día alcanzar el 100%!
     
  2. No todos los productos pueden fabricarse con materiales ecológicos. Por ejemplo, la ropa deportiva suele fabricarse con materiales sintéticos que ofrecen características únicas como la elasticidad, y algunos tejidos de atletismo son de secado rápido. El poliéster suele ser más duradero que el algodón. Sin embargo, nuestro trabajo es buscar maneras de hacerlo menos dañino para el medio ambiente, como por ejemplo utilizando poliéster reciclado.

2. Nuestra colección eco crece

Hemos añadido más productos sostenibles. Como camisetas, vestidos y bolsas. A lo largo del 2021 iremos incorporando más productos de la mano de nuestros proveedores.

Añadir nuevos productos a nuestro Catálogo lleva tiempo: desde unas semanas hasta varios meses. No elegimos un producto simplemente porque sea tendencia. Agregar un producto requiere investigación, probar el producto y revisar dónde está disponible. 

Nuestro equipo también tiene que revisar las nuevas técnicas de producción o ajustarse a las ya existentes. Si es un producto completamente nuevo, nuestros proveedores prueban el producto para asegurarnos de que cumple nuestros estándares de calidad.

3. Certificados de sostenibilidad en nuestro Catálogo de productos 

¿Has visto alguna vez un producto eco friendly que no tenga un sello ecológico? ¿O que tenga un logotipo de certificación sospechoso? Ten cuidado, porque esto es una práctica de greenwashing habitual en la industria de la moda. 

En nuestras descripciones de producto, puedes ver cuáles han sido certificados. Por eso, hemos añadido certificados de sostenibilidad de producto, como GOTS y OEKO-TEX, a todos los productos que los tienen. Esta información nos la facilitan nuestros proveedores y la transmitimos a nuestros clientes para que confíen en nuestra calidad de productos al momento de comprar.

4. Optimización de los diseños de productos con impresión all over 

Para reducir la generación de residuos, el año pasado nuestro proveedor comenzó a optimizar las plantillas con las que se crean productos con impresión all over. Encontrando una manera de optimizar la forma de las plantillas de las impresiones para ahorrar más tela y reducir los desechos. ¡Como si se tratara de un Tetris, pero en la moda!

plantillas de tela

Antes, el 42% del tejido de nuestro proveedor sobrante se tiraba. En 2020 se redujo al 35%, y el equipo sigue buscando formas para reducir esta cifra aún más.

Para que te hagas una idea de lo que significa un 7% de mejora: cada día con nuestro proveedor se diseñan 125 sudaderas all over, y al optimizar los diseños, se ha evitado que se desperdicien más de 8 sudaderas futuras diarias. Al año son 2.920 sudaderas, ¡suficientes para vestir a toda la población de las Islas Malvinas!

5. Disminución del uso del plástico en nuestro packaging

Una de las principales formas para reducir nuestros desechos es mejorando nuestros embalajes. Los materiales de plástico, como las bolsas y los envoltorios de plástico adicionales para el envío, son ideales para mantener los productos sanos y salvos hasta que llegan a la puerta de casa de los clientes. Pero no es la solución ideal. Por eso, estamos trabajando para encontrar nuevas formas de reducir el uso del plástico.

packaging

Antes, envolvíamos nuestros pedidos de un solo producto DTG en una bolsa de plástico adicional. Esto es útil para los envíos de varios productos, ya que la bolsa adicional evita que los artículos se rocen entre sí. No obstante, nos dimos cuenta de que los pedidos de un solo artículo no tenían este problema, y ahora solo usamos una bolsa de envío de polivinilo para empaquetarlos. En el caso de los pósteres, hemos empezado a usar cajas triangulares para sustituir los tubos con tapón de plástico.

Con estos sencillos cambios en el empaquetado, nuestro proveedor ha ahorrado más de 17.384 kg de plástico desde febrero de 2020. 

En algunos centros de de fabricación de nuestros proveedores, se está probando el uso de embalajes de cartón para las fundas de móvil y cambiando la cinta adhesiva de plástico por una de papel para hacer nuestras cajas más ecológicas.

En los próximos años seguiremos buscando alternativas para mejorar nuestros envases y reducir todavía más el uso del plástico.

6. Cálculo de nuestra huella de carbono

Hay muchos procesos que generan residuos y contribuyen a la huella de carbono de las empresas textiles, como el envío y la impresión. Todos estos procesos son imprescindibles para que podamos ofrecer productos y servicios de calidad a nuestros clientes, pero siempre hay algo que puede hacerse para reducir su impacto medioambiental. 

Hasta el cambio más pequeño marcará una diferencia en el futuro. Y aún más si nos esforzamos por cambiar el panorama general de los procesos de producción que tienen nuestros proveedores. Para ello, se hacen cálculos: a finales de 2020, se empezó a calcular la huella de carbono y el volumen de residuos que genera nuestro proveedor tanto en centros de producción como oficinas. 

El cálculo de la huella de carbono utiliza el Método de Inventario de Carbono y se calcula durante todo el recorrido del producto: desde el momento en el que el producto llega al proveedor hasta que lo recibe el cliente final. Hay que hacer muchos cálculos para saber los números exactos, pero es necesario para realizar cambios relevantes en los procesos de producción.

Seguiremos siendo transparentes con nuestros clientes e informando de nuestro progreso en este aspecto. 

Aprendiendo con cada paso en el camino

El camino hacia la sostenibilidad es largo, pero con cada paso que damos, por grande o pequeño que sea, avanzamos. Nos proponemos objetivos realistas y medibles mientras miramos al futuro para encontrar nuevas formas de mejorar. 

Sabemos que la sostenibilidad es esencial, y es motivador ver que nuestros clientes también se suman a nosotros con el fin de ser más respetuosos con el medio ambiente.

Conoce aquí nuestra colección primavera verano donde tenemos algunos productos fabricados con esta filosofía de sostenibilidad con el medio ambiente.